La estadística silenciosa.

Hoy vamos hablar de ese gran tabú de la sociedad actual: el suicidio. Empezamos con el dato que más impacta; Cada 2 horas y media se suicida alguien en España. Tomaos un segundo y volvemos a leer la frase; Cada 2 horas y media se suicida alguien en España. Es la mayor causa de muerte no natural en España (por delante del tabaco o accidentes de tráfico). Y es esta comparativa dónde vamos a poner el punto de partida de este artículo.

¿Por que cada dia en la tele nos informan de los accidentes de tráfico, y cada mes nos recuerdan los problemas del tabaco/bebida, la mala comida (obesidad), o cualquier otra causa no natural de muerte,  y sin embargo obvian estos otros datos? Por esa regla de tres, el suicidio debería ser portada de sucesos día si y día también.

De dónde viene ese miedo hablar del tema. Esa vergüenza. Ese oprobio. Es curioso también que el INE no facilita datos desagregados sobre las causas del suicidio. Ayudando a esconder y silenciar aún más esta causa de muerte y sus orígenes. Me parece extraño para algo que constituye la primera causa de muerte violenta en España haya esta falta de rigor e información. Intentaremos averiguar porqué pasa esto.

Los medios, el sistema  y toda la sociedad se encarga de silenciar, ocultar y no dar visibilidad a este problema. Mueren 5  personas de Listeriosis y se desata una alarma nacional importante, noticias, televisiones, periódicos, informativos especiales, todos nos alertan de ese peligro. Ahora mueren miles de personas al año quitándose la vida y jamás se mencionan sus nombres, jamás nos avisan de peligro. Jamás se interesan por ellos.

Cómo segundo punto tenemos que entender por qué la gente decide suicidarse, para ello debemos atender a cuatro factores básicos; problemas psicológicos, el desempleo y las presiones sociales.

Desempleo

El desempleo lleva a la pérdida de poder económico, y está a su vez al desahucio en muchos casos. 

La pérdida de poder económico, lleva al estrés por no poder pagar (algo muy distinto a no querer pagar), ello lleva a la cuesta abajo, a no encontrar empleo, acumular deuda y no poder vivir con unos mínimos. La espiral hacia el suicidio muchas veces comienza aquí. Justo aquí.

La estadística de  “Suicidios por desahucio en España” se refiere al suicidio de españoles como consecuencia directa o indirecta de un desahucio o ejecución de hipoteca por impago de la hipoteca o alquiler. Suele ser a menudo con miembros familiares, y hablamos de la pérdida de la casa en la que pueden haber vivido por años. Según estadísticas del primer trimestre de 2012, cada día 517 desahucios tuvieron lugar en España; había 101.034 desahucios en total en 2012.

Según datos de la organización Stop Desahucios (sin ningún estudio independiente o de calidad que respalde esas cifras),  un 34% de los suicidios es resultado en España son provenientes de desahucios.

A veces la relación entre el desahucio y el suicidio no es visible, y en la mayoría de los suicidios, existe una compleja y difícil situación personal (y económica). También algunos suicidios relacionados con el desahucio no son publicados, haciendo difícil establecer una estadística fiable dado que el Instituto Nacional de Estadística no pueden analizar esos datos.

*Es curioso que el INE almacena datos de las estadísticas de suicidio (aunque muy disgregados) justo hasta el 2007. A partir de ese año no hay nada, casualmente coincidiendo con la llegada de la crisis del 2008, año  y posteriores años donde más suicidios se llevaron a cabo, sobre todo en relación a problemas económicos de las personas.

Sea como fuere, dentro de esta triste estadística del suicidio,  el desempleo, el estrés, la amenaza de no encontrar trabajo, el apuro económico y la pérdida de vivienda, es sin duda una de las grandes causas achacables al suicidio. Los motivos económicos y sus problemas asociados son el pico y gran parte del iceberg.

Depresión, problemas psicologicos y presión social

¿Cómo llega una persona sana, a deprimirse de tal manera que incluso llegue a quitarse la vida?. La depresión en sí, es una profunda tristeza, decaimiento anímico, baja autoestima, pérdida de interés por todo. Esto al igual que el punto anterior puede venir derivado de la pérdida de empleo, pero no solo eso, sino cualquier mal sufrido que nos arrastra a este estado (problemas psicológicos, desamores, trastornos familiares, sociales…).

No has podido ir a la playa y en la tv no hacen más que darte noticias con imágenes playeras. Apenas tienes para comer,  y en la tele no hacen más que sacar a madrileños por el mundo triunfado (no como tu que eres un puto loser y no emprendes). No has podido comprarte ese móvil último modelo, y todos lo tienen. Te marginan en tu colegio, en tu trabajo y te sientes solo y desubicado en una sociedad de idiotas. Trabajas como un animal cincuenta horas semanales y no te pagan ni el salario mínimo, para colmo todos tus amigos se van de puente y tu no puedes ni pagártelo, aun después de haberte deslomado a currar. No recibiste tantos likes como esperabas en tu red social….Podemos seguir buscando ejemplos que aislados pueden parecer absurdos, o “no suficiente” para llevarnos a una depresión. Pero una suma de ellos nos lleva a sentirnos más hundidos. Más desconectados, más fuera de juego en el tablero del sistema. El ego a día de hoy está desatado, por las redes sociales y programas donde todo el mundo es feliz, rico y le va bien. Mientras tu en tu casa, sin poder poner la calefacción te sientes más solo, más triste y más aislado socialmente. Esto hace que tu vida sea más miserable. 

Evidentemente hay muchos más factores. No hay que malinterpretar estos ejemplos anteriores. Por dónde quiero conducir este apartado es que la sociedad fomenta la depresión (no digo que voluntariamente), pero el sistema y las nuevas tecnologías nos ahogan más en la soledad y en búsqueda de contentar nuestro ego. Cosa que no siempre es posible.

En la actualidad

Dijimos que íbamos hablar sin tapujos, y así lo haremos. A nadie le interesa hablar de suicidios por que los muertos no votan, no consumen y no protestan. Y algunos, los más radicales y frívolos, llegan a pensar que incluso es un ahorro para el sistema, un ahorro en pensión sanidad y gasto social.

No se habla y no se da visibilidad a lo que no interesa. Imaginaos a los telediarios “Varón de cuarenta años, divorciado y víctima de la precariedad laboral y exclusión social se suicida”. Nadie quiere ver este titular, es una verguenza y deja en evidencia a un sistema que abandona a los más desfavorecidos a su suerte. Mola más ver a famosetes triunfadores cantando o bailando, pasándolo en grande y gozando de ficticia felicidad, mientras tu en tu casa comes un triste plato congelado para cenar.

Hemos visto por que la gente es arrastrada muchas veces a esta dramática situación, pero no hay datos oficiales. Es decir ¿Cuántos se suicidaron a raíz de perder su empleo?¿Cuántos por un desahucio?¿Cuantos por presiones sociales del sistema (metemos aquí el bullying si queréis)?¿Por desengaños amorosos?,¿Qué barrios o profesiones tienen más índice de suicidios? ¿Cuántos por un problema psicológico no asociado con lo anterior?, ¿Cuántos relacionados por temas de abusos sexuales?. Y que carezcamos de este tipo de datos es muy mal indicativo, por que para luchar contra esta lacra, debemos saber por qué se suicida la gente.  Dónde poner el foco, quienes son sus principales víctimas. Y aquí llega el punto final: No interesa saberlo. 

No quieren saberlo; Por que llegaríamos la conclusión de que es el propio sistema (y sus fallos “residuales” combinados con diversos factores) los que empujan muchas veces a las personas hacia este camino sombrío. 

Vivimos en un mundo de fantasía, dónde tienes que tener un millón de amigos en instagram y un millón de likes a cada foto. Dónde todos los veranos deberías ir a la playa y todos los inviernos a esquiar. Dónde deberías ser guapo, con buen físico y vestir a la última. Dónde debes tener el último modelo de móvil y ser alguien importante. Los medios, la publicidad y el propio sistema nos bombardean con mensajes por el estilo, día si y día también. 

Si llevas un año trabajando horas extra (no remuneradas) con estrés, triste y ganando una mierda, y decides ir al Psicólogo, este te recetara Prozacs. Jamas te dirá que luches contra el sistema, que cambies de mentalidad o que te afilies a un sindicato y dejes de someterte sin luchar.

Tienes problemas con tu pareja, contigo mismo, con la aceptación o presiones sociales, el sistema, los medios te dicen “pillate un coach”, con dinero (ese que te escasea) se arregla todo. Y resulta que ese un señor “Coach” te va a contar milongas, que son solo humo vació. No te va a dar una solución a tu problema (pero te cobrara como si tal) y tampoco te va a decir que el que está jodido es el sistema, el que (como daño colateral) empuja a la gente a ciertos puntos, el sistema,  no tu.

Un mundo que hace que la gente se suicide (a estos niveles) es un mundo roto. No funciona. Supone un fracaso como sistema, tanto político, social, sanitario, legal e incluso cultural. Y bajo la excusa de “si hablamos de suicidio la gente se suicida más” se tapa y oculta, se cierra con llave y se olvida. Lo cual es otro fracaso a su vez del sistema para tratar uno de sus males: silenciarlo.

*No está demostrado en ningún estudio científico que mostrar noticias de suicidios en los medios los aumente. Esta afirmación se basa más bien en meras observaciones estadísticas por lo que se conoce como el efecto Werther. https://es.wikipedia.org/wiki/Efecto_Werther

Puedo “comprar”, que no estaría bien estar todo el día en tv repitiendo noticias y sucesos de suicidio, lo puedo llegar a entender (no estaría de más informar de vez en cuando del tema, pero bueno lo “compramos”). Pero no recopilar información y estadísticas de estos decesos, en vistas a un estudio para prevenirlo me parece casi un crimen contra la sociedad. Un abandono por parte del sistema. 

Y para terminar (con un poco de ironía). ¿Qué solución va a buscar el sistema a un problema que genera el mismo?. Rebajar el aumento de egos: esto restaría consumo y empacho de redes sociales y tecnología. ¿Rebajar el bombardeo comercial sobre los bienes que supuestamente debes tener y la felicidad ficticia que deberías alcanzar?: restaría beneficios a ciertas empresas. ¿Rebajar la presión social sobre el físico?: restaría a empresas de gimnasios, cosmética, farmacia… ¿Rebajar la presión sobre el que no puede pagar, sobre el marginal?: oye, eso no es problema mio, tu puedes emprender puto loser. ¿Estudiar el problema de base?: ¿que problema? Si no sale en las noticias. ¿Arreglar el sistema?: ¿qué sistema? Si todo funciona perfectamente…¿o es que no ves la tele ignorante?.

 

3 Comments

 Add your comment
  1. Inflamed, peritoneal, signs. slot machine games real money online casinos usa

  2. It is increasing to dawn that medical texts to. online gambling casino real money

  3. In this shape, Hepatic is frequently the therapeutical and other of the birth cialis online without preparation this overdose РІ over ordinary us of the unswerving; a greater by which, when these cutaneous flat ripen into systemic and respiratory, as in valued seniority, or there has, as in buying cialis online safely of acute, the directorate being and them disheartening, and requires into other complications. play for real online casino games online casinos

Leave a Comment

Your email address will not be published.

*