Dime a quién teme el poder

Esta frase lanzada al aire, viene de una reflexión que me estoy haciendo últimamente, viendo los tiempos que corren y el panorama que tenemos.

Desde que ha aparecido VOX, no he visto ningún alarmismo en la sociedad, ni a los medios metiendo miedo, o recordando por ejemplo a partidos de extrema derecha y cómo salieron las cosas, o simplemente asustando o inventando masivamente noticias sobre ellos.

Es decir, los medios, el poder y el sistema no temen a VOX.

Las comparaciones son odiosas, lo sé, pero no hace mucho de ésta, y me viene muy al hilo: cuando nació Podemos, pudimos gozar de unos buenos años de “Inception de Chorizo ibérico”, todas las cadenas, noticias, periódicos, tertulianos, presentadores, figuras de diferentes altas esferas, banqueros, empresarios y demás, focalizando el tema, metiendo el miedo con ese “nuevo partido de perroflautas”, creando noticias falsas, denuncias falsas, nombrando constantemente a Venezuela, y bastante inquietos ante una posible (y ya por fin descartada) llegada al poder del partido morado. Se veía mucha inquietud de ciertos sectores poderosos. Inquietud, emergencia, alarma…miedo.

Por lo menos pudimos ver el miedo en los poderosos durante unos meses. Ese miedo y desconfianza que en aquella ocasión se esforzaron en transmitir a todos los niveles.

Como dije en “Inception de Chorizo Ibérico“, la maquinaria massmedia y los poderosos se pusieron a todo motor para hundir y desprestigiar al nuevo grupo político (les suponía una amenaza), y no sólo eso, meter miedo, mucho miedo con las elucubraciones sobre el terrible e hipotético futuro que nos esperaba si llegaban al poder. Había que evitar por cualquier medio su ascenso y que la gente les viese como una opción.

He dejado pasar un tiempo, esperando ver a Pablo Motos, Carlos Herrera, Cárdenas, Losantos, Bertín, Susana Griso o cualquier otro bufón del sistema avisando sobre el peligro de VOX, recordando que su ideología es extrema derecha, antidemocráticos, intolerantes, anticonstitucionalistas, machistas, racistas, totalitarios…. He esperado a ver si las noticias ponían en alerta (como lo hicieron con Podemos en su día) sobre el gran peligro y lo malos que son los de VOX, y sobre lo mal que lo vamos a pasar todos si gobiernan. (Sinceramente hay que rascar en los medios generalistas para ver esos malos titulaes sobre VOX)

baia baia

He esperado también a ver si PSOE, PP o Cs (partidos supuestamente moderados, constitucionales y democráticos) se movilizaban tanto contra esa nueva fuerza que aparecía en la palestra. ¿Si lo hicieron con una fuerza mucho menos radical y antidemocrática en su momento, era de suponer que el sistema actuaría igual esta vez, no?

En este caso no sólo no se han movilizado (o inventado denuncias falsas y fake news), sino que en algunos casos como PP o Cs están llegando a pactos con ellos para gobernar. Se están entendiendo con semejantes prendas. A mí eso sí me da miedo. Pero también tiene algo positivo, y es que se desprenden de las caretas y se caen las capas de borreguito.

He estado esperando a ver portadas, noticias, programas especiales y toda esa maquinaria en funcionamiento nuevamente. Pero nada….no veo mucho movimiento. Así que la conclusión es que el poder no les debe temer mucho.

Será porque sus miembros son todos parte de esa élite de gente poderosa y políticos (muchos son ex del PP) o han vivido toda su vida de la política sin dar un palo al agua, como su líder: el tal Santiago Abascal.

Sea por lo que sea, el poder no los teme. No los ataca. No los criminaliza gratuitamente. No los muestra como una amenaza. No aparecen constantemente y machaconamente en la tv como si fueran la peste negra sobre la tierra y lo peor que le puede pasar al país. Parece casi normal que un partido con su ideario esté tomando poder, y desde luego la sensación de preocupación y alerta en las altas esferas y los massmedia no alcanza las cuotas que a mi parecer debería.

¿Quizás porque no suponen una verdadera amenaza para los poderosos y las élites?¿O tal vez porque al estar financiados por bancos y empresas, son fácilmente controlables? ¿Podría ser porque entre todas sus medidas no hay ninguna que vaya contra las élites, ricos y poderosos del país? ¿O porque realmente no quieren cambiar nada?

Como decía, el poder no teme a VOX. La clase trabajadora, las mujeres, inmigrantes, homosexuales, todo el que no sea conservador y liberal, todos esos si deberían temerlo.

Saquen sus propias conclusiones. Yo os dejo la mía: dime a quién no teme el poder….y te diré quién ha venido a este circo a servirle

Leave a Comment

Your email address will not be published.

*