El Master

Existe un modelo educativo importado desde EEUU, ese país donde la sanidad es accesible a todos, la educación, ayudas sociales, igualdad hacia los……ah no, perdón, me equivocaba con otro país, sorry. En EEUU se impone un modelo en el cual aparte de pagar por todo (y miles de tasas) impera la necesidad de tener una carrera, y no sólo eso, cuanto mejor sea la carrera (es decir, cuánto más te gastes o mejor universidad o máster accedas) mejor puesto de trabajo tendrás. Está prácticamente garantizado, por eso allí los bancos dan créditos para pagar las caras carreras y máster, porque realmente es una inversión y saben que esa gente tendrá buenos trabajos y los bancos recuperarán los créditos concedidos.

Es un modelo que allí funciona, es decir, un joven imberbe entra en Princeton gracias a la pasta de su papi, o bien deslomándose a currar y pidiendo un crédito millonario al banco. Es decir, el estudiante invierte un dinero en su educación, una pasta brutal, pero eso sí, da igual si es un crack o no, tener ese título comprado al final de su carrera le va a garantizar un puesto sí o sí. Es como una garantía, ve a tal universidad, gástate 50.000 dólares, haz un máster por 20.000 y al acabar tendrás un trabajo bien remunerado y vivirás bien.

Esa mentalidad, ese matiz de modelo educativo se ha importado a España. Ahora no sólo te vale tener carrera, sino que te exigen un máster. Te venden que si haces un máster muy caro y te gastas mucha mucha pasta eso te garantiza superioridad a la hora de tener un trabajo, mejor oportunidad, reconocimiento, accesibilidad…. Olvidamos como siempre que en Españistán se hacen las cosas de manera diferente. Al final los estudiantes se gastan una pasta en educación, pero eso aquí “In Spain” no les garantiza un buen puesto. Importamos lo bueno para las agencias estudiantiles, empresas que venden máster y escuelas privadas (pagar mucho por estudiar o tener un título o máster) y lo otro bueno, que sería garantizar un puestazo de curro, de eso ya nos olvidamos. Con lo cual tenemos gente que sí, que oye, hace su máster y se coloca guay, pero a la gran mayoría de gente no le vale para mucho, solamente para malgastar unos cuantos miles de euros. España sigue siendo un país de amiguetes y caciques locales.

Como otras veces, pongamos un ejemplo.

Tenemos a Miguel, cuñado de campeonato, que admira a Bertín Osborne y piensa que Aznar ha sido un presidente ejemplar, y que Alfonso Rojo e Inda son buenos periodistas. Entrevista a Borja, un chavalote de 28 primaveras el cual ve el mundo como una combinación de colores y sonidos que aún no consigue interpretar correctamente. Viene de una familia acomodada pero sin relevancia, tiene un magnífico curriculum docente, un título muy bueno en una universidad muy buena, buenas notas y se gastó 6.000 euros en un máster y 4.000 en un curso de especialización en Desarrollo Visual Narnia.NET. Borja, sin saber, en su subconsciente tiene el chip implantado del modelo EEUU, y piensa “me he gastado un pastizal, tengo derecho a un buen trabajo sí o sí, el sistema EEUU así lo dicta, aquí será igual…¿cómo no me van a coger con estos pedazos de títulos, ese esfuerzo en obtenerlo, ese pastizal que me dejé?…vamos!!! por mis cojones que me cogen sí o sí”, así que Borja hincha el pecho y en la entrevista pide 36.000 euros anuales. Todo ésto sin tener absolutamente nada de experiencia.

Miguel levanta las cejas cuando Borja, al que ve como un niñato sin experiencia y sin contactos, le pide esa bestialidad. Rápidamente Miguel hace su cálculo mental: “Caguendios, si el cliente me paga 70.000mil y a este payaso le tengo que dar 36.000….mi margen de beneficio es corto…y encima no tiene experiencia…no sé no sé….muy buenos títulos, sí….pero con tan poco margen no me dará para el pisito en la playa”. Miguel despide a Borja con un “ya te llamaremos”, al mismo tiempo que piensa, a ver si el chico que viene mañana a hacer la entrevista me gusta más.

Al día siguiente Miguel recibe al otro jovenzuelo. Nacho, Nachete para los amigos, tiene ya 29 primaveras, no tiene ningún título flamante ni ha pagado miles de euros por su “educación”. Nacho lleva seis años trabajando en el sector y así se lo cuenta a Miguel. Lo mejor es cuando Nacho dice el salario que le gustaría tener, diciéndole a Miguel que su salario sería de unos 26.000 euros anuales. Miguel siente un cosquilleo en el bajo vientre y cierta excitación. Vuelve a echar cuentas y el beneficio de contratar al tontaco de Nachete es mucho mejor que el de contratar al chico que entrevistó ayer, del cual ya ha olvidado hasta su nombre.

Tras unos días, el que finalmente se hace con el puesto de trabajo es Nachete.

Esto pasa en el 90% de los casos, el otro 10% son esos amiguetes, cuñadetes, y caciques que contratan a gente afín y tal. Al final el sistema de titulitis que hay en otros países ha sido importado en cierta medida a España, y como siempre mal. Haciendo solamente que el tener un máster o doctorado al final acabe siendo un simple sacacuartos para aquellos ilusos que creen que con ese plus en su educación ganarán enteros para un futuro puesto de trabajo. En Españistán nadie te garantiza nada. Aún no se han enterado de cómo va la vaina en este país, donde lo único que le importa a las empresas y corporaciones es ganar dinero, más dinero y dinero nada más.

Muchos inconscientemente ven la sociedad de EEUU, donde una buena inversión en “educación” garantiza una buena vida, casa en las afueras, un todoterreno, vacaciones en Cancún y ganar fácilmente 60 o 70mil al año, y sobre todo estar en la “cima” porque estudié en Yale e hice un Máster del Universo en Arkansas. Es una mentalidad que inconscientemente ha llegado a mucha gente, pensar que invertir dinero en España en educación garantiza lo mismo que en otros paises, pero ésto amigos, no es Massachusetts, es Españistán.

Y así es como funciona Españistán, no es país  para titulados.

2 Comments

 Add your comment
  1. Bueno, vayamos por partes…

    Si a mí un fontanero me hace una instalación por 3000 € y otro fontanero me hace la misma instalación por 1500 €, ¿a quién voy a contratar? Si nosotros hacemos eso, ¿por qué esperamos que una empresa actúe diferente? Insisto, por el mismo trabajo, si fueran trabajos distintos no diría nada. Si Nachete y Borja optan al mismo puesto de trabajo, y uno tiene un máster y el otro no… O uno está aspirando a un puesto más elevado de lo que debería u otro está aspirando a un puesto más bajo de lo que podría conseguir.
    Si yo como ingeniero me presento a un puesto de recogedor de cartón, por decir algo, no puedo esperar que me paguen como un ingeniero si no como un recogedor de cartón. Si yo, con un máster me presento al mismo puesto que otro sin el máster… Pues eso.

    Que cobre más una persona que otra por el mero hecho de tener un máster por Yale está ayudando a perpetuar que las élites sigan arriba y los pobres sigan abajo. Para ganar dinero tengo que tener dinero para invertirlo en los estudios. El trabajo debería ser remunerado por méritos… desgraciadamente, eso es una utopía.

    Nachete no debería bajarse tanto los pantalones, el problema no es que Borja pida mucho si no que Nacho pide poco.

    • Lo que intentaba decir, es que en España se hace negocio con los master, y al final es un sacacuartos. Esta claro que como bien dices: “Que cobre más una persona que otra por el mero hecho de tener un máster por Yale está ayudando a perpetuar que las élites sigan arriba y los pobres sigan abajo”. Que eso también, por que por desgracia no todo el mundo puede acceder a un máster. Y coincido contigo en que Nachete pide poco (nosotros mismo deberíamos luchar por la NO devaluacion del empleo, pero si en el ejemplo que te pongo nachete pide 36, en ese mismo mundo borjita te aseguro que pediría 50), la cosa del ejemplo es ver como actúan los empresaurios Españoles (mas que los trabajadores), los cuales les importa un pito tu formación, y solo buscan pasta y beneficio.

      Extrapolando al tema del fontanero que me cobra o mas o menos. Tiene sus matices, y son muchos, lo primero y mas basico es que yo no soy una empresa que voy a sacar un beneficio monetario en base a la explotacion de otro. Intercambio dinero y el fonatero su fuerza de trabajo. Simplemente elegiré el que me guste mas, a lo mejor consulto 3 o 4 fontaneros y puede ser que el mas barato me parece un chapuzas y prefiero contratar al que parece mas profesional. Pero es una extrapolacion al ejemplo que he puesto yo, la cual tiene muchos matices y distinciones.

      Aun así el objetivo del articulo era simplemente decir que los empresaurios españoles son unos cutres, y que en España tener un titulo ya no te garantiza nada, solo te garantiza gastarte el dinero en busca de una distinción en base a la creencia del mejor acceso laboral, y luego en este país eso es mentira, por que no importa nada mas que el sucio dinero y el beneficio a toda cosa. Al final era solamente una critica al mundo laboral de Españistan.

Leave a Comment

Your email address will not be published.


*