Esclavos orgullosos de serlo

Es alucinante como la gente, a través de su vida laboral, pierde todo atisbo de sí misma y se aleja de una visión de ello mismos libre de ataduras cayendo en un pozo oscuro donde pierden la noción de su misma libertad . Siempre sucede lo mismo, y es algo que me fastidia enormemente.

La gran mayoría de gente cuando es preguntada, que harías si pudieses ser libre y no tener que trabajar, no verte obligado a tener que madrugar, no verse obligado a estar ocho horas ( mas las de la calculador del explotado), no depender de una nomina, tener todo tu tiempo para ti, una vida libre de ataduras a cualquier trabajo, y siempre una abrumadora mayoría gente suele responder lo mismo, respuestas del tipo;

  • Yo no podría dejar de trabajar.
  • Yo me aburriría.
  • Yo no sabría que hacer.
  • Yo me montaría mi propia empresa. (Típico comentario Cuñadil)
  • Yo seguiría trabajando, ¿sino que haría con tanto tiempo libre? (Esto…eeeh…¿vivir?)
  • El trabajo es sano, es salud.(esto lo dicen mucho los abuelos)
  • El trabajo dignifica (esto lo dijo un rico a la sombra, con un don perignon en la mano mientras observaba a sus “empleados” en un campo de algodoneros)
  • Trabajar es vivir (Amancio Ortega).
  • Amo a mi trilero y me gustan los azotes con látigos de cinco puntas.

Si piensas así, estas jodido amigo. Es como si al esclavo que está sometido y obligado a trabajar le dijeses, “eres libre vete y haz lo que quieras con tu vida” (salgamos del sentido figurado y pongamos que al esclavo moderno le ha tocado el euro millón), y en vez de salir corriendo de la mina de carbón con lagrimas en los ojos y que fuese el día mas feliz de tu vida  gritando libertad,  en vez de eso dijese; “pues oye, voy a montar yo una mina de carbón, o bueno soy libre, pero por amor al arte voy a seguir viniendo a picar por que ya son tantos años que no sé hacer otra cosa, se me ha olvidado hasta lo que es vivir y tener vida propia, se me olvido que no todo es trabajo”.

¿En qué momento de la historia nos domaron y domesticaron hasta tal punto de solo desear trabajar para alguien?, antes incluso que soñar con ser libres y no tener que depender del trabajo. Trabajar, trabajar y trabajar, tanto que la mayoría no se imagina un mundo sin ataduras, libre de tener que trabajar para otros en busca de un mísero sueldo para intentar subsistir en una jungla de cristal donde las peores fieras se llaman “bancos” y/o “políticos”. Si nos paramos a pensar y lo reflexionamos fríamente, es realmente aberrante el pensamiento de poder dejar de hacer un trabajo que te consume, y que tu primera reacción sea, mejor no dejarlo, ¿Que haría sino?

Claro que también puedo entender que haya gente que realmente ama su trabajo, que les encante madrugar, no tener todo el tiempo libre que quisieran, aguantar jefes ineptos, no poder estar con sus seres queridos todo el tiempo que desearían. Pero bueno, realmente no he conocido nadie que le apasione mas su trabajo que su vida…bueno miento, si que los he conocido, solo que son tan engañados que no se plantean esa simple cuestión; que me apasiona mas, vivir mi vida, o vivir para trabajar.

Hay gente que dice “trabajo porque quiero ganar dinero, y necesito el dinero para comprar todo y pagar mis facturas” y es así como funciona esto, OK. Pero y si ya no tuvieses que ganar dinero, ¿seguirías trabajando? Bajo su propia premisa de “trabajo porque necesito dinero” entonces esto sería absurdo, ya que si por ejemplo le tocase el euro millón, su premisa seria “tengo dinero ya no tengo que trabajar”, y sin embargo aquí es donde se produce la disyuntiva del “tontolaba” el cual sin verse obligado a tener que trabajar decide trabajar. Un síndrome de Estocomo en toda regla.

La gente esta sodomizada y le gusta. Han conseguido que muchos seamos esclavos orgullosos de serlo y que no podamos imaginar otra cosa, que no queramos en nuestra vida otra cosa que nuestra rutina, nuestro madrugón y nuestras ocho horas trabajando para otra persona. Nos han doblegado como Uri Geller a las cucharas.

Simplemente yo no lo veo así, creo que si todo el mundo pudiese dejar de trabajar debería hacerlo y con una sonrisa en los labios, poder librarse de las ataduras de depender de que alguien te pague, de depender de una nomina, depender del mercado, de los bancos, perder horas de tu vida encerrado en un trabajo, madrugando, aguantando y dejando que miles de horas de tu vida se te escurran entre los dedos, regalándoselas a otro sinvergüenza para que sus beneficios sean millonarios y los tuyos una simple y triste nomina a final de mes.

Estamos tan corrompidos mentalmente, tenemos tan adentro grabada a fuego esa idea del trabajar y trabajar ante todo, es tan contradictorio a la naturaleza del hombre, que existen personas que si vagando por el desierto encontrasen una lámpara mágica cuando el genio les dijeses “tres deseos” ellos dirían; trabajar, trabajar y después trabajar algo más.

7 Comments

 Add your comment
  1. Yo me apuntaría a cursos (buceo, pilotaje, hípica…) y viajaría. Alternaría eso con estancias en casa tranquilamente para ver a mis familiares y amigos.

  2. Como decía el anuncio, si me toca.. uffff

    En cuanto a lo de seguir currando… no sé. En el mismo sitio, como no sea para vacilar a tus jefes viendo cómo se ponen de los nervios al intentar presionarte y ver que pasas… Porque si es para montar una empresa, entiendo que lo tendrás como hobby, es decir, hay alguien trabajando en la empresa para que salga adelante y tú vas cuándo te apetece a hacer las partes que te apetezcan, como tomarte un café con la gente ;P

    Hablando del tema, un poco en serio, la esclavitud no creo que esté por el trabajo, si no por las “necesidades” que tenemos inculcadas. Esas son las que nos tienes esclavos, ya que para ellas trabajamos, los jefes son el mal necesario para conseguir el dinero que nos piden esas necesidades.

    Saludos

    • Esta claro que somos esclavos de las necesidades que se han ido creando. Hace no mucho leí un articulo en el cual decía algo así como “nunca ha existido una generacional en nuestra historia que necesitase tantas cosas para ser feliz, tantos bienes materiales, tantas cosas para poder sentirse adaptado y dentro de una sociedad” Y creo que esa es una de las claves. Vivimos en una sociedad donde algo básico como una casa se ha convertido en una deuda de por vida (ya sea comprar o alquilar) y no solo eso, todo lo que supuestamente debes tener, debes consumir y gastar. Somos esclavos de todas esas necesidades que se han ido creando a nuestro alrededor, y somos esclavos de un trabajo que odiamos, somos esclavos orgullosos de serlo y que ademas pensamos “yo soy libre” cuando es mentira, eres un borregito mas dentro de un rebaño, donde una serie de factores externos te esclavizan y someten en contra de tu voluntad. O acaso alguno madrugáis y aguantáis un curro de mierda por que os mola?

      Lo que pasa que el sistema es tramposo, te dice; compra para ser feliz, ten una casa con piscina, un cochazo todoterreno con autoaparcamiento y llantas, ten una smart tv, un móvil ultima generación, un pc que cuando arranque estallen las luces del vecino, ten por supuesto un cuerpo diez esculpido en el gym, ten el ultimo modelo de la table samsung explote, ten esa ropa de marca que esta de tendencia, comprate los caros perfumes para verte mas sexy, ten esto y ten aquello, consume y consume. Y si no puedes consumir eres un looser. El mismo que te anima e incentiva a consumir y someterte es el que luego si no puedes te da la espalda y te dice que es por tu culpa, por vivir por encima de tus posibilidades.

Leave a Comment

Your email address will not be published.


*